Nuestra Lucha Continua

Nuestra Lucha Continua

Invitamos a todas las personas que creen en esta posibilidad a pronunciarse por la restitución de la nacionalidad de todas las personas dominicanas de ascendencia haitiana. Incluso llamamos a aquellas personas que en algún momento acompañaron nuestra lucha pero que hoy ostentan altos cargos en un gobierno que niega nuestros derechos. Sabemos que en el fondo no han olvidado que nuestra causa es justa. Con la lucha de todos y todas podremos restituir nuestros derechos y hacer realidad un porvenir más digno para nuestro país.

9 AÑOS DE LA SENTENCIA TC168/13

9 AÑOS DE LA SENTENCIA TC168/13

Este 23 de septiembre se conmemora el noveno aniversario de la Sentencia 168-13, la arbitraria decisión del Tribunal Constitucional que desnacionalizó a cuatro generaciones de dominicanos/as por ser hijos de trabajadores migrantes. Más de 90 mil dominicanos/as de origen haitiano no cuentan con la documentación civil necesaria para el ejercicio pleno de su ciudadanía, que les permita participar activamente en la vida democrática e impulsar el progreso de sus comunidades.

REPORTAJE ESPECIAL

REPORTAJE ESPECIAL

Nos preocupa que los agentes de la DGM utilicen el perfil fenotípico como criterio principal al presumir que una persona es inmigrante haitiana en situación irregular, ello constituye una práctica discriminatoria que afecta tanto a personas inmigrantes haitianas como a personas negras dominicanas y a personas dominicanas de ascendencia haitiana.

LlAMADO AL PRESIDENTE ABINADER

LlAMADO AL PRESIDENTE ABINADER

“Es dramático nacer, crecer y tener todas las costumbres de una tierra; y enfrentar el desafío de vivir sin una documentación que te permita desarrollar tu vida a plenitud y realizar acciones tan simples como estudiar o transitar libremente sin temor a ser detenido por las autoridades migratorias quienes constantemente nos detienen y nos piden mostrar los documentos, para así confirmar que estamos legales en nuestro propio país. No somos extranjeros, somos dominicanos que vivimos en la angustia e incertidumbre de no poder disfrutar de nuestra nacionalidad y de los beneficios que de ella se derivan, hemos confiado en la promesa de una solución del Estado dominicano a través de la ley 169-14, pero esto no ha sucedido”,